|Viernes, octubre 31, 2014

Síndrome Miofascial  

Juan Carlos Londoño B., MD
Reumatólogo

El Síndrome Miofascial constituye una de las causas más comunes de dolor y de consulta médica. Frecuentemente es una patología no bien reconocida en la práctica general. Se puede definir como el dolor que se origina en el músculo o en la fascia muscular y comprende una serie de condiciones que causan dolor regional o referido, sin una condición clinicopatológica específica: Miofascial del trapecio, Miofascial subescapular, Síndrome de la articulación temporomandibular, etc.

Por definición es un trastorno no inflamatorio que se manifiesta por dolor localizado y rigidez. Su característica primordial es la presencia de puntos “gatillo” o disparadores del dolor que se pueden identificar como induraciones del músculo o de la fascia que al presionarlos desencadenan la sintomatología(1). Los síndromes Miofasciales pueden incluir otros desórdenes dolorosos regionales comunes tales como cefalea tensional, dolor lumbar, dolor cervical y síndrome de la articulación temporomandibular.

Por lo tanto los síndromes miofasciales se convierten frecuentemente en un reto diagnóstico, ya que el dolor originado en el músculo se puede referir a distancia y simular otra patología o confundir el origen del dolor. De igual manera los síndromes miofasciales pueden acompañar frecuentemente a las enfermedades articulares inflamatorias (Artritis Reumatoidea), otras patologías reumáticas y enfermedades sistémicas autoinmunes.

Síndrome Miofascial y Fibromialgia: Similitudes y Diferencias

El Síndrome Miofascial puede traslaparse o incluso confundirse con la Fibromialgia, como históricamente se ha hecho. Sin embargo existen características diferenciales que nos ayudan al diagnóstico correcto (tabla). El Síndrome Miofascial está definido por la presencia de puntos gatillo, mientras que en la Fibromialgia existen puntos dolorosos o sensibles sin la característica zona de dolor referido al presionarlos(2). La relación entre puntos gatillo y puntos sensibles no es muy clara(3).

Sin embargo los puntos gatillo son usualmente muy sensibles a la palpación, ocasionando contracción muscular y dolor. La patogénesis del dolor en el Síndrome Miofascial no es conocida, aunque se han postulado mecanismos nociceptivos, alteraciones mecánicas y patología muscular primaria, similares a los propuestos para la Fibromialgia. Al igual que esta, en el síndrome miofascial se informan también anormalidades sicológicas y alteraciones del sueño.

La más importante diferencia entre Fibromialgia y Síndrome Miofascial es la noción de que el Síndrome Miofascial es un desorden de dolor localizado o regional, mientras que la Fibromialgia es un desorden de dolor generalizado(4). Además, el dolor Miofascial mejora o se alivia inmediatamente después de aplicar métodos locales (Infiltración, etc.), mientras que tales tratamientos no suelen ser exitosos en la Fibromialgia, representando por tanto una enfermedad crónica. En la Fibromialgia el dolor es generalizado y no necesariamente está relacionado con los puntos sensibles. Los pacientes con dolor miofascial usualmente no tienen síntomas de fatiga crónica, depresión, ni disturbios en el sueño.

Hasta la actualidad no existen estudios controlados de grupos comparables de pacientes con Fibromialgia y Síndrome Miofascial para determinar de manera concluyente cuales son sus similitudes y cuales sus diferencias, o dilucidar el concepto de que, el dolor miofascial pueda ser considerado como una forma de Fibromialgia localizada. Estudios longitudinales deben emprenderse para determinar si algunos pacientes con Síndrome Miofascial o un subgrupo de éstos, presentarán Fibromialgia.

Tabla. Comparación entre fibromialgia y síndrome miofascial
Comparación entre fibromialgia y síndrome miofascial

Referencias

1. Campbell SM. Regional myofascial pain syndromes. Rheum Dis Clin N Am. 1989; 15: 31-44.
2. Travell JG, Simons DG. Myofascial pain and dysfunction. The trigger point manual. Baltimore: Williams & Wilkins, 1983.
3. Bengtsson A, et al. Primary Fibromyalgia: A clinical and laboratory study of 55 patients. Scand J Rheumatol. 1986; 15: 340-7.
4.Wolfe F, et al. The fibromyalgia and Myofascial pain syndromes: A preliminary study of tender points and trigger points in persons with fibromyalgia, myofascial pain syndrome and no disease. J Rheumatol. 1992; 19: 944-51.

Indice Reumatología Un Ejercicio de Medicina

 

PUBLICACIONES RELACIONADAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo y teléfono no serán publicados.


*