REVISTA DE REUMATOLOGÍA 

PRINCIPIOS DE REHABILITACION Y TERAPIA
FÍSICA EN OSTEOPOROSIS

Se puede implementar adecuadamente un esquema general de manejo, el cual consiste en educación y consejos dietarios9.

MANEJO DEL DOLOR AGUDO:

Generalmente secundario a fractura reciente por comprensión. Se coloca al paciente en cama por 2 a 3 semanas. Se debe evitar el reposo prolongado, porque se beneficiaría la pérdida de masa ósea22.

El paciente podría estar en posición supina con una delgada almohada bajo la cabeza y otra almohada de espesor medio debajo de las rodillas. Algunos pacientes sienten más comodidad al acostarse sobre un costado. En estos una pequeña almohada podría ser usada para llenar el hueco del flanco. Se deben flexionar un poco las caderas y las rodillas. Una almohada pequeña colocada entre las rodillas, ayuda a diminuir la tensión sobre la región lumbar causada por la aducción de la cadera. El masaje por fricción suave sedativo es benéfico. La aplicación de TENS (estimulación eléctrica transcutánea) puede ser útil en la prevención de aparición de dolor crónico23.

Si el dolor persiste por más de 2 semanas se debe pensar en la implementación de un soporte lumbar para actividades ambulatorias. La necesidad de éste es dada para la prevención de facturas, aunque se ha visto que al utilizarlos puede existir una reducción en la masa ósea en el nivel inmovilizado24.

Son recomendados los soportes moldeados de contacto total y refuerzos rígidos. Ofrecen un mejor alivio del dolor. Infortunadamente, algunos pacientes no los toleran, por lo que se utilizan soportes semirígidos con correas al hombro. Si el paciente presenta dolor lumbar unlateral, referido a la nalga y cadera, el uso de un bastón en la mano opuesta al dolor es útil en la reducción de éste4.

DOLOR CRÓNICO:

Puede ser el resultado de fracturas por compresión, cambios cifóticos y escolióticos en la columna. Se necesita dar, en forma primaria, medidas que mejoren la postura del paciente. Entre las medidas a utilizar se incluyen el uso de soportes lumbares y ejercicios de estiramiento posterior adecuados.

Se pueden utilizar soportes semirígidos y rígidos, dependiendo de la severidad y tolerancia25.

Se recomiendan ejercicios de extensión posterior, y evitar ejercicios de flexión anterior (asociados a > incidencia de fracturas por compresión)9 (Figura 7).

Figura 7. Esquema de ejercicios sugeridos:

Tomado de SINAKI M. Postmenopausal Spinal Osteoporosis. Physical Therapy and Rehabilitation Principles. Mayo Clin Proc 1982 Nov; 57(11):702.

  1. Modelo mostrando ejercicio de flexión lumbar, el cual contribuye para la postura cifótica y genera más comprensión en la vértebra osteoporótica.

  2. Ejercicio de extensión posterior realizado en posición sentado.

  3. Ejercicios de respiración profunda combinada con estiramiento de pectorales y ejercicios de extensión posterior.

  4. Ejercicio de extensión posterior realizada en posición prona.

  5. Ejercicios para mejorar la fuerza muscular en los extensores de cadera y el glúteo máximo.

  6. Dos técnicas para fortalecimiento de músculos abdominales isométricamente.

OTRAS CONSIDERACIONES ESPECIALES

En los pacientes con cifosis severas, existe una modificación del tórax, con su consecuente modificación de las estructuras responsables de la mecánica ventilatoria (Músculos intercostales, costillas, diafragma). En estos se debe enfatizar en ejercicios encaminados a expandir el tórax. En estos casos de cifosis importantes, se podría pensar en el uso de ortosis dorsolumbares semirígidas con correas al hombro. En casos más severos, con múltiples fracturas por acuñamiento, pueden ser útiles las ortesis moldeadas de contacto total en plipropileno.

Se les debe recomendar a los pacientes evitar dejar de trabajar en las actividades de la vida diaria26. Esto puede requerir ajustes del escritorio y de la silla, utilizando almohadas, para mejorar el soporte de la región lumbar. Colchón duro con madera contrachapada sobre el colchón de resorte es una medida que ayuda a mejorar el soporte sobre la región lumbar y ayuda a prevenir el aumento de la cifosis durante el dormir.

MEDIDAS PREVENTIVAS:

Se debe instruir al paciente en eliminar actividades que implique el cargar y levantar objetos. Utilizar calzado apropiado con tacones de goma. Utilizar bastón para mejorar el balance, y reducir las posibilidades de caídas, y disminuir el dolor lumbar al reducir la carga de peso. Se debe instruir sobre posturas adecuadas (Higiene postural).

 

Se debe instruir también en estiramiento de pectorales, respiración profunda, extensión posterior lumbar y evitar cargar en las espaldas. Se aconseja la práctica de natación y ciclismo. Fortalecer por medio de ejercicios isométricos la musculatura abdominal, de una manera que no cause inadecuado estiramiento de los ligamentos de la columna. Evitar los ejercicios que involucren flexión de la columna27.

Asociado a esto continuar con el régimen dietario, con la suplencia adecuada de calcio.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 Haga su consulta por tema