REVISTA DE ENFERMERÍA 

NUESTRO DEPARTAMENTO

 

MEDICIÓN DE LA PRESIÓN INTRAABDOMINAL POR EL MÉTODO INTRAVESICAL. INTERVENCIÓN DE ENFERMERÍA

Andrea Wilches Palomo*

Enfermera Unidad de Cuidado Intensivo Quirúrgico. Fundación Santa Fe de Bogotá. Especialista en Gerencia de la Salud. E-mail: [email protected]

RESUMEN

El valor de la presión intra abdominal (PIA) es un parámetro que se debe tener en cuenta en pacientes con patología abdominal que presenten un deterioro súbito de su estado hemodinámico y respiratorio. La medición de esta presión por el método intravesical que se usa podrá ser revisado como herramienta diagnósticapara documentary orientar al equipo de salud hacia un diagnóstico rápido que permita instaurar un tratamiento efectivo que beneficie al paciente.

Palabras claves: presión intra abdominal, método intravesical

  

ABSTRACT

The value of intra-abdominal pressure (IAP)is a parameter that should be kept in mind in patients withabdominal pathology that showed a sudden deterioration of the hemodynamic and respiratory state.

The measurement of this pressure, through the intravesical method, can be used as a diagnostic tool to document and gude the health team toward a quick diagnosis allowing them to establish an effective treatment that benefits the patient.

Key words: intra-abdominal pressure, intravesical method

INTRODUCCIÓN

La hipertensión intra abdominal ha sido descrita como uno de los factores causantes de la falla orgánica multisistémica. Losefectos de esta hipertensión son potencialmente letales, por esta razón los órganos intra abdominales que se encuentran contenidos dentro de una cavidad protegidos por el peritoneo ylimitados en su expansión por estructuras osteomusculares ytendinosas, no están exentos de modificar su fisiología en relación con los cambios de volumen que consecutivamente elevan la presión dentro de este continente.(1,2)

En óptimas condiciones, es decir en pacientes sin patología abdominal la presión intra abdominal es igual a cero, la cual variará m’nimamente con los movimientos diafragmáticos de acuerdo con la respiración. La no presencia de presión dentro de la cavidad abdominal permite el funcionamiento adecuado de los órganos allí contenidos principalmente para los que componen el sistema vascular, los cuales están relacionados con su presión intrínseca y se ven afectados por el flujo que distribuyen como respuesta a la presión que se ejerza externamente. La disfunción que sufren los órganos intra abdominales, puede ser directamente causada por el efecto mecánico de la presión ejercida sobre ellos yel flujo sanguíneo limitad^.(3,4)

El aumento no detectado de la presión intra abdominal puede variar desde la hipertensión abdominal leve ysin mayores consecuencias patológcas para el paciente hasta el síndrome de compartimiento abdominal en el cual se generan los efectos fisiológcos letales de la presión sobre los órganos contenidos dentro del abdomen.

Por lo tanto, la medición pre ypostoperatoria de la presión intra abdominal puede representar un indicador temprano yobjetivo de complicación postoperatoriayfacilitar la toma de decisiones en cuanto a la necesidad de emprender una reintervención

CLASIFICACIÓN DE LA HIPERTENSIÓN
INTRA ABDOMINAL

La mayoría de las alteraciones de la fisiología ocurren con incrementos de la presión por encima de los 25cm de agua (1,36cm de H,Oequivalen a 1mm de Hg). Espor esta razón que hoy se ha aceptado ampliamente la clasificación propuesta por JMBurch y colaboradores de la Universidad de Colorado, en la cual se gradúa la hipertensión abdominal en cuatro

Grado 1: 10-15 cm de agua

Cuando la presión intra abdominal se encuentra entre 10 y 15 cm de agua no ocurren cambios significativos, exceptuando una pequeña acidificación del pH arterial. Se recomienda en este caso optimizar la volemia ymanejarla en forma expectante repitiendo la mediciones cada dos horas.

Grado 11: 15-25 cm de agua

La elevación de esta presión por encima de 15 cm de agua hace que ocurran alteraciones a nivel de la presión inspiratoria pico como consecuencia de la transmisión del incremento por vecindad de la presión intra abdominal al tórax. El tratamiento debe basarse en la optunización hemodinámica y contemplar la posibilidad de decomprirnir el abdomen quirúrgicamente según el compromiso del paciente.

Grado 111: 25-35 cm de agua

En estos pacientes ya existe un franco deterioro de la perfusión de todos los órganos y estructuras intra abdominales debido a la obstrucción extrínseca que conlleva a la disminución importante del flujo sanguíneo esplácnico produciendo alteraciones en su función secundaria a hipoxemia y acidosis, además de las marcadas alteraciones respiratorias por lo cual la conducta debe llevara una resucitación agresiva con decompresión quinírgica.

Grado I V mayor de 35 cm de agua

Como el caso anterior, en este grado de hipertensión se observa un compromiso hemodtnámico inminente y un deterioro progresivo importante del paciente por lo que debe instaurarse una resucitación agresiva seguida de una laparoscopia urgente.(3) Comose ha visto,la presión intra abdominal por encima de 20 cm de agua produce cambios importantes a nivel de órganos y sistemas que setraducen en alteraciones hemodinámicas, respiratorias, renales, hepáticas y cerebrales. Por tanto, no detectar a tiempo esta hipertensión puede producir complicaciones progresivas y letales para el paciente. (Tabla 1)

ALTERACIONES PRODUCIDAS
POR LA HIPERTENSIÓN ABDOMINAL

Cuando el manejo médico y/o quirúrgico no es adecuado los pacientes con aumento de la presión intra abdominal entran en uncírculo, el cual se inicia con las alteraciones intra abdominales y el manejo hemodinámico que inicialmente esa base de cristaloides, para tratar las alteraciones hemodinámicas y el shock hipovolémico. Este manejo puede aumentar el edema visceral, el cual a su vez, producirá mayor hipertensión abdominal y mayores trastornos hemodinámicos, y así sucesivamente, hasta llegar al shock refractario y falla multisistémica.

signos clínicos

La primera manifestación clínica que aparece es la ohguna, definida como volúmenes urinarios por debajo de 0,5 &/%/hora, aún en pacientes hemodinámicamente estables. Esta disminución del volumen urinario con frecuencia no responde a la administración de diuréticos. A medida que los valores de presión intra abdominal aumentan aparecen los síntomas secundarios a la falla respiratoria y hemodinámica principalmente. En estadios tardíos hay shock con insuficiencia renal prerrenal.

Tabla 1. Alteraciones producidas por la hipertensión abdominal

RENALES

Aumento de la resistencia vascular renal
Disminución de la filtración glomerular
Disminución del flujo sanguíneo renal
Compresión ureteral

HEMODINAMICAS

Aumento de la resistencia vascular sistémica
Disminución del flujo esplácnico
Disminución del retorno venoso
Disminución del gasto cardiaco

RESPIRATORIAS

Aumento de la presión intra torácica
Faila respiratoria progresiva
Compresión de la vía aérea
Hipercapnia más acidosis
Hipoxia

HEPATICAS

Disminución del flujo sanguíneo hepático
Colestasis

ALTERACIONES CEREBRALES

Aumento de la presión intracraneana por obstrucción
compresiva del sistema venoso yugular.

 

MÉTODOS UTIHZADOS PARA
LA MEDICIÓN DE LA PRESIÓN INTRAABDOMINAL

La medición de la presión intraabdominal está indicada en todos los pacientes en quienes se sospeche hipertensión intraabdominal y que no se encuentren laparostomizados.



Figura 1. Hipertensión intraabdominal y sus manifestaciones.

La evolución clínica del síndrome compartimental abdominales similar al síndrome de falla múltiple de órganos y sistemas, por lo tanto en presencia de este cuadro hay que pensar en la posibilidad de que exista hipertensión abdominal y efectuar una medción para poder determinarla y clasificarla.

Existen tres métodos para la medición de la presión intra abdominal:

1. Mediante la punción del abdomen con una aguja tipo Verres o tipo Abbocath que se conectaa un manómetro a través de una guía

2. Puncionando la vena femoral con un catéter conectadoa un manómetro.

3. A través de una sonda de Foley intra vesical.(6)

MEDICIÓN DE LA PRESIÓN INTRAABDOMINAL
POR MÉTODO INTRAVESICAL

Este método consiste en la introducción de 100 mL de solución salina normal (SSN) en la vejiga a través de una sonda de Foley y un equipo de presión venosa central PVQ.

OBJETIVOS

1. Identificar precozmente las complicaciones que puede causar un aumento en la presión intraabdominal y las alteraciones que puede causar.

2. Establecer un tratamiento rápido y eficaz que puede estar dirigido a emplear medidas de soporte o a una decompresión quirúrgica según lo indique el grado de la hipertensión abdominal

3. Evaluar las decisiones tomadas con relación altratamiento instaurado.

METODOLOGÍA

Equipo(Figura 2)

Sonda de Foley
Equipo para medir PVC
Empate en Y
Pinza de Kelly
Solución Salina Normal
Buretrol
Bolsa recolectora o cistofló
Guantes y gasas
Escala métrica
AtriI.

   

 

PROCEDIMIENTO

1. Realice la colocación del catéter intra vesical (sonda de Foley) y verifique que se encuentre en la posición adecuada

2. Tome la SSN y empátela a un equipo buretrol: Conecte el equipo de PVC

  • Purgue el sistema completo

  • Instale el extremo dista1 del equipo de PVC a un extremo del empate en Y

  • Conecte la bolsa recolectora o cistofló

  • Conecte la bolsa recolectora de orina al catéter <intravesical (Figura 2B)

3. Coloque al paciente en posición horizontal

4. Pince la vía de salida a la bolsa recolectora o cistofló

5. Pase 100mL de SSN a la vejiga

6. Tomando como punto de referencia la sínfisis púbica haga coincidur con ésta el cero de la escala (Figura 2C)

7. Utilice la llave tres vías para pasar laSSN del paciente al medidor del tubo

8. Observe la oscilación en la columna del tubo medidor y registre dicho valor

9. Retire la pinza y deje salir el líquido desde la vejiga

10.A la diuresis obtenida reste los 100 mL correspondientes a la SSN utilizado en la medición. (Figura2)

Contraindicaciones

El trauma uretral es una contraindicación absoluta para utiltzar este método.

Precauciones

Confirmar que la estructura de las vías urinarias esté íntegra.

La pérdida de la integridad de la vía urinaria puede agravar la lesión uretral y permitir el paso de SSN al abdomen.

CUIDADOS DE ENFERMERÍA

Este es un proceduniento que realiza la enfermera de cuidado intensivo

Mida el perímetro abdominal con cada monitorización. Marcar los sitios de referencia ayuda a disminuir la posibilidad de obtener datos errados Cambie y rotule el equipo de medición cada 48 horas

Verifique que el paciente se encuentre en posición horizontal

Controle los signos vitales antes y después de la medición con el objetivo de detectar alteraciones hemoduiámicas.

CONCLUSIONES

La hpertensión abdominal es una situación clínica que ha sido subvalorada en las unidades de cuidado intensivo por lo que la mayoría de los pacientes con patología abdominal progresan a un síndrome compartimental.

La hipertensión abdominal diagnosticada a tiempo permite al equipo de salud tomar medidas para prevenir la faila orgánica multisistémica.

La medición de la presión intra abdominal por el método intra vesical es tan efectiva como los otros métodos mencionados y con ventajas adicionales pues es el método menos invasivo, y por lo tanto disminuye los riesgos ymolestias para el paciente.




REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. Ivatury RR, Diebel L. Intra abdominal Hipertension and the Abdominal Compartment Syndrome. Surgical clinics of North America. 77(4): 783-5, 1997

2. Caldwell CB, Ricotta JJ. Evaluation of intraabdominal and renal hemodynamics. Curr Surg495-498,1986

3. Rotando M. Treatment and Sequelae of Abdominal Compartment Syndrome: Early and Later Management of the Open Abdomen. 85"Annual Clinical Congress ofthe American College ofsurgeons; Oct 1 O- 15,1999

4. Meyer AA Abdominal compartment syndrome: A New Problem ora Newly Recognized Old Problem? 8Yh Clinical Congress of the American College of Surgeons. http://www.medscape.com

5. Patino JF. La presión intra abdominal en el paciente en estado crítico: El Síndrome de Compartimiento Abdominal. En: Lecciones de Cirugía, Editorial Médica Panamericana, Bogotá 2000.597-98

6. Harman PK, Kron 11, Mc Clachlan HD, et al: Elevated intra abdominal pressure and renal function. Ann Surg 196: 594-97, 1982

7. Cheatham 1. Intraabdominal Hipertension and Abdominal Compartrnent Syndrome. New Horizon 7( 1): 96-1 12,1999

8. Arbeláez G, Celis E. Hipertensión Abdominal: Efecto sobre la fisiología; Monitoreo y Tratamiento. Tribuna Médica 89(6): 372-76,1994

9. Ferrada R. New Concept in the Management of Penetrating Abdominal Wounds: SurgicalClinicsof NorthAmerica. 79(6)1342-44,1999

10. Irving L. Kron. The Measurement ofintra-abdominal pressure as a criterion for abdominal re-exploration. 99( 1) 28-30,1984

11. Aiejandre SE, Ballesteros M. Síndrome Compartimental. En: Pautas para el manejo definitivo de pacientes críticos. Editorial Interamericana 1996. pp. 575-82.

 

 Haga su consulta por tema