REVISTA DE ENFERMERÍA

 

 

 

EL RECIBO Y ENTREGA DE TURNO: UN EFECTIVO

SISTEMA DE CONTROL DE CALIDAD

 

 Haga su consulta por tema

 

 

 

RECIBO Y ENTREGA DE TURNO EN LA GESTIÓN  DEL CUIDADO

 

Entendiendo la gestión como”el con-junto de acciones que se llevan a cabo para lograr un objetivo, meta o propósito, en cuyo resultado influye la utilización de recursos”, (3) una de las principales estrategias de seguimiento a dichas acciones la constituye el Recibo y Entrega de turno, hoy en día una rutina del servicio de tipo “administrativo” que no siempre aporta ni proporciona valor agregado a la gestión del cuidado.

 

Es el momento inicial de nuestro trabajo donde se reúne todo un equipo humano compuesto por personas calificadas, comprometidas en un propósito común, no sólo para proveer información relacionada con el pacien-te sino para evaluar y garantizar la eficacia del servicio en términos de cumplimiento de metas y objetivos propuestos, eficiencia en términos de la mejor utilización de los recursos y calidad en el logro de la satisfacción de necesidades y expectativas del paciente. (3)

 

APLICACIÓN DEL PROCESO DE ENFERMERÍA

 

Partiendo de que el Proceso de Enfermería es un método científico en la práctica asistencial que posibilita sistematizar las acciones en forma racional y lógica y dirigirlas hacia la satisfacción de las necesidades de los pacientes evaluando el logro de resultados, el Recibo y Entrega de turno es un momento importante para el cumplimiento de cada una de las fases de dicho método: planeación, diagnóstico, ejecución y evaluación del cuidado. Esta importante actividad no sólo documenta con datos y hechos la situación clínica del paciente sino que permite al profesional hacer una valoración rápida de su estado general, plantear ante su equipo de trabajo unos diagnósticos de enfermería acordes con la situación encontrada, planificar ciertas actividades asignando los recursos requeridos y evaluar los resultados alcanzados por el paciente durante su proceso de recuperación. (2)

 

La importancia del proceso de enfermería en la actividad de recibo y entrega de turno se fundamenta en que dicho proceso es dinámico pues responde a un cambio continuo, es interactivo pues está basado en las relaciones recíprocas que se establecen entre la enfermera, el paciente, su familia y los demás profesionales de la salud, flexible pues se adapta a las necesidades individuales de cada paciente e incluye una base científica en ciencias y humanidades que aplica a cualquier modelo teórico de enfermería.

 

FASES DEL PROCESO DE ENFERMERÍA EN EL RECIBO Y ENTREGA DE TURNO

 

Valoración

 

Uno de las actividades importantes para el recibo y entrega de turno es la valoración pues incluye la recolección y organización de los datos que con-ciernen a la persona, familia y entorno. Son la base para las decisiones y actuaciones posteriores. La fuente de dicha información son el paciente como fuente primaria, el expediente clínico, la familia o cualquier otra persona que brinde atención al paciente.

 

La información obtenida durante la valoración exige del profesional una base sólida de conocimientos para su análisis, habilidad en los métodos de valoración, comunicación eficaz que le permitan confirmar los problemas de salud, determinar progreso o retroceso en el estado de salud del paciente y definir la continuidad del plan de cuidados establecido. Durante el recibo y entrega de turno la valoración se rea-liza a través de la observación sistemática o utilización de los sentidos para la obtención de información tanto del paciente, como de cualquier otra fuente significativa y del entorno, así como de la interacción de estas tres variables. La observación es una habilidad que precisa práctica y disciplina. Los hallazgos encontrados mediante la observación han de ser posteriormente confirmados o descartados.  

 

 

 

 

| Ver más Revistas | Revistas Médicas | Medicina |